• San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz
  • San Esteban de Gormaz

San Esteban de Gormaz, municipio perteneciente a:

null

 

Agosto 2014 Septiembre 2014 Octubre 2014
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30

r-noticias


mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
Historia Imprimir Correo

El milenario San Esteban de Gormaz, que según el Poema del Mío Cid fue en su día ciudad, se encuentra al suroeste de la provincia de Soria, en la margen derecha del río Duero.

Se han encontrado restos arqueológicos que demuestran que estuvo habitado desde el 900 antes de Cristo, aunque su origen como asentamiento se data en la época celtíbera, en la que fue un importante cruce de caminos.

También el imperio romano dejó sus huellas en San Esteban de Gormaz. Se han encontrado lápidas, relieves militares, estelas honorarias, miliarios …

Es en este período celtíbero-romano en el que San Esteban, se gana el calificativo de pueblo.

Tras la convivencia de hispano-romanos y visigodos surge la cristianización y siglos después, la llegada de musulmanes y árabes a San Esteban de Gormaz.

Una vez que Alfonso III, rey de Asturias conquista San Esteban y refortifica su viejo castillo (en el 883), San Esteban se convierte en Puerta de Castilla, por ser frontera natural con el río Duero y por su blindaje amurallado.

Entre los siglos X y XI se suceden las batallas entre árabes y cristianos y San Esteban cambia de manos en repetidas ocasiones. En medio de la crueldad y las luchas de poder, la población de San Esteban se merma y es repoblada también en contadas ocasiones.

Finalmente es el Cid, quien acaba con la incursión árabe en territorio castellano, recuperando definitivamente a San Esteban en el 1054. A partir de ahí, se repobló de manera estable.

San Esteban es citado reiteradamente en el Cantar del Mío Cid, donde se califica a la villa como una “buena cuidad” y a sus gentes como mesuradas y prudentes.

El Cid volvió a pasar por esta buena ciudad, hacia su destierro y en su cortejo fúnebre. Parece que el autor anónimo de la primera parte del poema pudo ser sanestebeño.

Así que, San Esteban de Gormaz es parada obligatoria en el “camino del Cid”, ruta turística cada vez más transitada, pudiéndose hacer por carretera o por sendas y veredas.

Y es que San Esteban, que como vemos tiene unas raíces históricas importantes, también sabe adaptarse al momento actual, apostando por el turismo, hasta el punto de haber recibido el máximo galardón que en esta materia se otorga en Castilla y León: el “ PREMIO C”, siendo esto un reconocimiento a su patrimonio artístico, monumental, histórico y cultural.

San Esteban acoge al turista con amabilidad y presteza. Acompañándole en un recorrido que se inicia en la oficina de turismo, en la plaza del frontón (deporte muy practicado por los sanestebeños desde antaño) Esta plaza  cuenta con un amplio aparcamiento para coches y autobuses. Detrás del Frontón llama la atención la arcillosa peña  Magdalena, desde la que se disfruta una panorámica amplia del pueblo.

Desde allí se recorre la calle mayor, el antiguo convento y la muralla de la que quedan el torreón y el cubo.

La siguiente parada es la plaza Mayor y el preciado arco de la villa, que conecta a la plaza con los puentes medieval y romano.

El recorrido continúa hacia San Miguel, cuna del románico porticado, pasando por las casas blasonadas, y de allí a los restos del  castillo con el lagar y sus bodegas. Con la posibilidad, por supuesto, de tomar por el camino un buen tinto joven de la villa.

Paradas obligadas también son El Rivero, el Molino de los Ojos y el original e innovador parque del románico, un lugar para disfrutar de este arte desde otro prisma.

La naturaleza, el deporte y la literatura también se encuentran muy presentes en esta villa Soriana: La rambla hacia el molino, cargada de chopos y álamos, brinda la posibilidad de disfrutar de un paseo de más de dos kilómetros…

Este sorprendente pueblo de Soria donde el Cid, entre sus caballeros, ganó Castilla para los cristianos, ha sabido ser fiel a sus orígenes alabando su historia, y a la vez, ha evolucionado acogiendo a visitantes y a competiciones internacionales y nacionales de Motocross y Piragüismo.

San Esteban ha inspirado a numerosas plumas, de modo que podemos deleitarnos con su presencia en la lectura de obras de autores tan reconocidos como: Lope de Vega, Unamuno, Camilo José Cela…

En el “Mio Cid en tierras de Soria”, es descrito con singular belleza:

"Entonces tiene San Esteban esta luz, cuando se llega, como nosotros, del otro lado del río. Dorada en los lienzos de piedra que quedan del castillo roto; púrpura a sus pies, en el desgarrón de la montaña donde han ido creciéndole las bodegas; sobre las techumbres, de rojo de teja usado; y ese verde cernido del sol que traspasa las frondas del Duero…”

 
Menu In A Box Online Meal Planning - Healthy Meal Plans for your family - Home